Archivo de la etiqueta: Restaurante

Ana la Santa, reinventando el tipical spanish

Restaurante Ana la Santa zona de estar

El barrio de la Letras es una de las zonas más florecientes de Madrid. Siempre lleno de gente, madrileños y turistas, son muchos los nuevos locales e iniciativas que allí están surgiendo, en uno de los puntos más auténticos de la capital. Y en el corazón de este barrio la inagotable Plaza de Santa Ana. Allí se encuentra el nuevo restaurante Ana la Santa, en la zona baja del gran Hotel ME.

Ana la Santa barra

El nuevo Ana la Santa,  primera aventura de En Compañía de Lobos (ideado, entre otros, por Tomás Tarruella co-fundador y socio del Grupo Tragaluz), es una reinvención de la cocina tipical spanish, concepto muy apropiado estando en esa localización tan auténtica. Es sobre todo un lugar donde disfrutar con nuestros productos y platos más populares, en su modalidad más nuestra, “el tapeo”. Las pequeñas obras de arte de la gastronomía nacional son las tapas, tan maravillosas que te permiten probar y saborear muchas cosas buenas de una sola vez. Y en Ana la Santa encontraremos sobre todo tapas de toda la vida, pero con ese extra de gracia, con muchos detalles y la ilusión de sorprender al cliente.

Ana la Santa restautrante  zona invernadero

El local también tiene lo suyo, es muy España, mezcla de cosas buenas. Entrando la barra, que no puede faltar, Recuerda a la del maravilloso Luzi Bombón, cuadrada, en la que también se cocina, e incluso uno se puede sentar a comer. Entorno a la barra un gran espacio diáfano, con zona de mesas y dos espacios especiales. El primero es la zona de estar con sillones y sofás, con chimenea y encima una típica cabeza de toro. Auténticamente genial. El segundo es un invernadero, todo rodeado de cristaleras de hierro, donde entre plantas se acomodan las mesas mirando a la plaza. Y por último otro detalle la cocina es vista.

Restaurante Ana la Santa mesas

Ana la Santa suena a éxito seguro, por quien lo firma, por el emplazamiento y por el concepto, y porque han apostado por lo que mejor sabemos hacer.

Restaurante Ana la Santa
Plaza de Santa Ana, 14 (Hotel ME). Madrid
Tlf.: 917 016 013
reservas.ana@encompaniadelobos.com
www.restauranteanalasanta.com

[Texto y fotos: Carlos Montero]

Dray Martina, la nueva novia de Madrid in Love

Restaurante Dray Martina mesas

Ya sabéis que soy muy fan de los amigos de Madrid in Love, así que en cuanto supe que abrían Dray Martina, su nuevo restaurante, no me lo podía perder. Estaba deseando saber cómo era el espacio, la carta, el ambiente, todo. Estaba seguro de que no me defraudarían, y tenía que conocerlo ya.

Restaurante Dray Martina lámpara

El pasado jueves levantaron la persiana a este nuevo proyecto, una aventura diferente a las que habían afrontado antes. De sus asombrosas pop up store, con la decoración y objetos más maravillosos, y sus magníficos proyectos de interiorismo, pasar a crear su propio restaurante era un gran reto, aunque por el camino habían coqueteado ya con la cocina y las cenas “clandestinas”.

Restaurante Dray Martina salón interior

Para empezar han escogido una de sus zonas fetiche, que es para mí la de mayor auge creativo de Madrid. Dray Martina se levanta en el número 7 de la calle Argensola. Como no podía ser de otra manera, en sus paredes predomina el blanco y los materiales naturales completan el espacio, junto con piezas vintage y ese toque reciclado que da un aire acogedor a los sitios. Algo sencillo pero genial, como siempre.

dray-martina salon interior

La carta me dio alegría. Una propuesta de cocina de mercado, divertida y actual. Muchos platos saludables y frescos, pero también guiños a la cocina tradicional. Y muchas cosas de las que a todo el mundo le gusta pedir. Burrata, ceviche, croquetas, cocas, hamburguesas –con sus patatas fritas cortadas a mano-, pescados, carnes… Suficientemente variado como para que la tentación venga por varios frentes, y todo con un puntito de sorpresa.

Tarta Dray Martina

La mejor noticia es que Dray Martina va a ser uno de esos lugares que nunca cierran, desde que se levantan por la mañana hasta que terminan dando cenas. Desayuno, comida, merienda y cena, y los domingos brunch. Uno de esos rincones agradables en los que hacer una parada entre horas, punto de encuentro u oficina improvisada. Pero sobre todo un lugar donde disfrutar comiendo, y viendo.

Dray Martina
Calle Argensola, 7 (Madrid)
TLF: 629 960 287
www.draymartina.com

[Texto: Carlos Montero. Fotos: Dray Martina]

 

The Punk Bach, elegantemente divertido

The Punk Bach restaurante Madrid

Vivimos tiempos en los que toca reinventarse, y en los que no sólo hace falta hacer las cosas bien, si no que además hay que sorprender. Hay que hacer propuestas nuevas y se lleva aquello de combinar estilos, experimentar, mezclar, para que el resultado sea diferente y sugerente.

The Punk Bach mesas de la ventana

The Punk Bach, abierto este julio en Madrid, es un restaurante que juega a fusionar clásico barroco con  rebeldía punk, una mezcla radical de la que surge un lugar con mucha personalidad. Por un lado es elegante, de buena cocina y detalles cuidados, y a la vez es informal, divertido y lleno de originalidad. El sitio elegido es el local del antiguo Castellana DF, con el que comparte socios, a los que se ha unido Emiliano Suárez -Joyería Suárez-.

The Punk Bach restaurante

Al mando de la cocina está Iñaki Rodaballo, alavés y uno de los máximos exponentes de la nueva hornada de cocineros vascos, y muy laureado por su espectacular cocina de pintxos. La carta de The Punk Bach es fundamentalmente española, donde el protagonista es el producto. Riqueza de sabores y bonitas presentaciones.  La propuesta es realmente variada en entrantes y segundos. Arroces, platos de cuchara, carnes, guisos y buenos pescados. Y no defraudan los postres con mención especial a las torrijas y la tarta árabe.

The Punk Bach barra

El local es espectacular, ideado por Lázaro Rosa-Violán. De estilo barroco, está completamente decorado, de arriba a abajo. Suelos hidráulicos de diferentes dibujos negro y blanco, paredes de vitrina repletas de botellas en exposición y techos de espejo envejecido. Lámparas de cristal, banquetas doradas, sillones tapizados… Al entrar encuentras la barra, que es el centro del espacio, y entorno a esta se distribuyen las mesas. Especialmente coquetas las que dan a las ventanas. El conjunto es elegante y actual.

The Punk Bach vino

The Punk Bach aún guarda más sorpresas, sus camareros y camareras van vestidos de Lander Urquijo -uno de los sastres más al alza de Madrid-. El maître viste chaqueta de cuadros escoceses, los camareros van con chaleco de la misma tela, completan el uniforme camisa blanca, pajarita y pantalones chinos, zapato sport para ellos y botas de tachuelas para ellas. Y el toque más punk, un brazalete de pinchos de Aristocrazy –firma de joyería que pertenece a Suárez-, que luce todo el equipo de sala.

Este nuevo restaurante tiene encanto y cosas que decir.

The Punk Bach
Paseo de la Castellana 74, Madrid
Abierto todos los días de 12:00 a 14:00
Servicio de aparcacoches
Tlf.: 915 62 09 63
www.punkbach.com

[Texto: Carlos Montero. Fotos: The Punk Bach y Carlos Montero]

La Co(o)rniche sobre el Océano Atlántico

Hotel La Coorniche Pyla-sur-Mer tumbonas mirando al mar

Cerca de Burdeos, junto a la bahía de Arcachón, famosa por sus ostras, se encuentra un fenómeno natural maravilloso y único, la Grande Duna du Pyla, y a su lado La Co(o)rniche, un hotel increíble. Este es uno de esos caprichos de la naturaleza, cuya rareza hace que sea algo mágico. Se trata de una enorme duna de arena, con una sorprendente cresta de más de 100 metros, la más alta de Europa. La “Gran Duna” se extiende por 87 hectáreas, 2,7 kilómetros de costa aquitana y medio kilómetro hacia al interior. Se levanta como una pequeña cordillera de arena fina que nace desde el mar.

Gran Duna de Pilat desde Hotel La Co(o)rniche

Lo más increíble es que es una duna viva, en crecimiento natural. A mediados del siglo XIX tenía una altura de unos 35 metros. Hoy continúa creciendo y ganando metros a los bosques de pinos que la rodean. El origen de la duna es un enorme banco de arena que hay frente a la costa, el Banc d’Arguin, una isla efímera, de cuatro kilómetros de largo por dos de ancho, que emerge con la marea baja y va desapareciendo lentamente, a medida que sube la marea, y que con la ayuda del dominante viento de oeste, poco a poco, va nutriendo de arena a la Gran Duna du Pyla. Otro espectáculo.

Hotel La Co(o)rniche Pyla-sur-Mer mesas junto a la piscina

El Hotel La Co(o)rniche, está estratégicamente situado en un lateral de la “Gran Duna”. Como una cornisa sobre el mar. Un lugar privilegiado desde el que deleitarse con esas dos obras de arte de arena fina. Se encuentra dentro de la llamada Pyla-sur-Mer, una urbanización de vacaciones, estación balnearia, surgida a principios del siglo pasado y relanzada a mediados del mismo. Una zona tranquila, de grandes casas de estilo clásico y arquitectura tradicional y en algunos casos del estilo de los caseríos vascofranceses.

La Co(o)niche es un coqueto hotel de sólo un puñado de habitaciones muy especiales. A la entrada un pequeño jardín de plantas aromática y una cuantas viñas. Y un ajedrez gigante. La arquitectura  nos recuerda a nuestras casonas vascas. Robustas y acogedoras. Dentro una decoración limpia, confortable, bonitos suelos hidráulicos y mucha luz. Su terraza simplemente maravillosa. Un balcón que mira al océano y al Banc d’Arguin. Y su piscina rebosante para desde allí distraerse mirando al horizonte.

Entrada Hotel La Co(o)rniche Gran Duna de Pilat

Jardín de plantas aromáticas  Hotel La Co(o)rniche

Ajedrez gigante Hotel La Co(o)rniche

Restaurante en La Co(o)rniche

Hotel La Coorniches mesas con sofás en el restaurante Las mesas dispuestas con sofás dan sensación de estar como en casa.

Hotel La Coorniche restaurante salón interior Preciosas las grandes lámparas de mimbre, y la mesa en color madera natural.

Hotel La Coorniche mesas restaurante interiorLos suelos hidráulicos en contraposición con el predominante color blanco.

Terraza Hotel La Coorniche Diferentes espacios en la terraza, mesas altas, sofás, mesas.

Cabaña en teraza Hotel La Coorniche

Hotel La Coorniche mesas entre el pinar Mesas entre los pinos y mirando al mar.

Hotel La Coorniche Mesas con vistas a la Gran Duna de Pilat

Camas al Sol en Hotel La Coorniche en Gran Duna de Pilat

Hotel La Coorniche ostras y champagne

Hotel La Co(o)rniche Pyla-sur-Mer piscina revosante

[Texto y fotos: Carlos Montero]

Hotel La Co(o)rniche
www.lacoorniche-pyla.com

Blanca de Navarra, paredes de ladrillo visto y locales con encanto

Blanca 6 ventanal entrada

Tengo predilección por los espacios estilo loft, industriales, con grandes ventanales, paredes de ladrillo visto, y que tienen aire a taller de trabajo, a lugar para crear. En la calle Blanca de Navarra están dos de los locales que más me gustan de Madrid, dos lugares extraordinarios, preciosos. Los dos funcionan ahora como restaurante, y uno se acaba de estrenar, Blanca 6.

Restaurante Blanca 6 entrada

El primero lleva ya unos años y es todo un clásico, La Vaquería Suiza. Su cocina siempre está abierta y ofrece una carta de platos de temporada y productos orgánicos. Un lugar muy chulo y acogedor, sobre todo los sofás del fondo. Además hace las veces de galería, acogiendo exposiciones de pintura.

La Vaquería Suiza

El nuevo es Blanca 6. Tras los largos ventanales de madera de la fachada, un espacio de doble altura, con un par de mesas grandes y una barra, y unas escaleras que suben a una zona alta que queda abierta, con unas pocas mesas más. Los muebles están escogidos con gusto, me gustan especialmente las sillas redondeadas en madera y metal. El local es de revista, encantador.

Blanca 6 espejo

Blanca 6 zona alta

Blanca 6 es un restaurante informal, para comer o cenar en un ambiente distendido. La carta es sencilla pero variada. Ensaladas, provolone, humus, todo rico. De plato fuerte pollo al curry, entrecote, o su plato estrella, una hamburguesa, que es un éxito. La atención es cercana, mención especial a su camarero Alejandro. Así da gusto. En general todo muy cuidado. Sencillo pero con detalles. Y también es un buen lugar para tomar las primeras.

Blanca 6
Blanca de Navarra, 6. Madrid
Tlf.: 913 10 32 66
En Facebook

[Texto y fotos: Carlos Montero]